Hacia el envero. Diario de una cepa. (6)

20/07/2021. ABR. Comunicación: web@doplaillevant.com

Nos acercamos a la culminación del ciclo anual de la viña. En anteriores artículos hemos podido seguir la trayectoria de la cepa de Callet que vamos siguiendo estE año situada en la finca de Son Roig de Can Majoral. Esta fase se llama envero y se distingue porque las uvas van cogiendo progresivamente color y lo hacen grano a grano.

Lo que pasa en el envero será motivo del próximo artículo, hoy se acompaña un comentario a las imágenes que nos ilustran. Comentario sobre la disposición de las uvas en las cepas. Se puede ver que la cepa ha ido creciendo en estos meses y se han ido formando hojas abundantes orientadas hacia el sol para aprovechar la radiación que aporta la energía necesaria para la fotosíntesis. Si en las primeras imágenes las uvas ocupaban cualquier parte de la cepa ahora se puede observar cómo están situados en la parte inferior. Esto es debido al peso de la propia uva que va llenando sus granos de savia elaborada (agua + compuestos orgánicos) cogiendo volumen y peso.

En la imagen también podemos observar que las uvas están descubiertos sin hojas encima. Esto se debe a una práctica agrícola que consiste en eliminar las hojas inferiores con el objetivo de que las cepas estén bien aireados y evitar de esta manera el exceso de humedad ambiental que tenemos en nuestra isla. Esta humedad junto al calor son las condiciones más favorables para diversas enfermedades fúngicas puedan atacar a las uvas haciéndoles perder calidad para la elaboración de vinos. Además, las uvas se sitúan en la parte central de la fila de cepas y se evita de este modo la insolación excesiva y, por tanto, aumento de temperatura que también afecta a la concentración de diversos ácidos a los grandes, pero esto, ya digimos, será objeto del próximo comentario